Fe

1 Flares 1 Flares ×
La fe engaña a los hombres, pero da brillo a la mirada
Rabindranath Tagore (1861 – 1941)

 

Fe

 

 

Comentaba en la entrada “Feliz Navidad” mi perdida de fe en la religión. Vengo de una familia católica, muy católica. Familia que fue la encargada de transmitirme, desde mi más tierna infancia, los preceptos del catolicismo y de la Santa Madre Iglesia. Amén.
Pero con el paso de los años, mi fe fue decayendo paulatinamente hasta ser inexistente en estos días. Ahora ya solo es un recuerdo unido al de las personas que me educaron. Aun así, hoy sigo respetando y admirando profundamente a las personas que mantienen intacta la fe. Como las mujeres que me encontré orando y poniendo velas en la Catedral de Kazan, en San Petersburgo.

 

Quiero dedicar este post a Ángeles García Nieto, de quien admiro su inquebrantable fe y con quien tengo contraída una deuda eterna por todo su cariño y dedicación y por todo lo que me ha enseñado a lo largo de mi vida

 

Datos Técnicos
San Petersburgo – 14/06/13
Canon EOS 5D MkII + Canon EF 24-105mm f/4L IS USM
Distancia Focal: 35 mm.  
Diafragma: f/22   Velocidad: 1/80   1250 ISO

 

 

1 Flares Twitter 1 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 0 Email -- 1 Flares ×

 SUSCRÍBETE A EL OJO CUADRADO

8 pensamientos en “Fe

  1. Sólo comentar que yo también admiro a la persona a la has dedicado este post. En el mundo hay gente buena que siempre está dispuesta a ayudar a cualquiera. A cualquiera. Personas así son las que evitan que yo haya perdido la fe en el ser humano . . . ni tú tampoco. Que va. Seguro que a ti te pasa lo mismo que a mí, que me gustan mucho los seres humanos. Ya lo dijo Publio Terencio Africano: “Nada humano me es ajeno”

    • Ufff, cada vez me gusta menos muchos seres humanos. Y digo muchos, muchos, muchos. Manuel, muchas gracias por visitar El Ojo Cuadrado y por tu comentario.

      • ¡Qué va! Tendrías que haber visto como era el ser humano hace apenas mil años. Esos sí que tenían mala leche. Llámame buenista, si te da la gana, pero el hombre jamás ha sido tan solidario como lo es ahora. Además, hablando absolutamente en serio, me siento muy identificado con mis congéneres. Incluso cuando veo películas como, por ejemplo, “En busca del fuego” (la he visto tropecientas veces), en la que aparecen tanto neandertales como cromañones, bastante brutos tanto unos como otros, te lo prometo, ¡me siento uno de ellos! Teniendo todo en cuenta, incluso teniendo en cuenta lo cabritos que podemos llegar a ser en determinadas circunstancias, me gustan los seres humanos . . . ¡especialmente las seras humanas!

        • Ves, ya hemos llegado a un punto de acuerdo. ¡¡ Nos gustan las seras humanas !! Pero sigo pensando que en los últimos ciento y pico años se han cometido las mayores barbaridades de la historia de la humanidad.
          Un fuerte abrazo y gracias por tus comentarios.

  2. Me encanta esta foto, felicidades David.
    Yo ya sabes que soy atea irredenta, y no sé si es posible estar cada más vez más convencido sobre algo, pero es lo que me pasa a mí.
    Así que por mi parte me quedo solo con el aspecto visual, que me parece estupendo, sobre todo por esa luz que envuelve a las creyentes.
    Enhorabuena!
    Beatriz

    • Sabes lo que me pasa últimamente: Oigo discursos eclesiásticos realizados por obispos y prelados y la explicación del comienzo del universo por Stephen Hawking y no me entero de lo que dicen ni unos ni otro. Debo estarme haciéndome viejo a pasos agigantados. Aún así sigo prefiriendo a señor del carrito parlante, que no hace daño a nadie.
      Beatriz, muchas gracias por tu elogioso comentario y por visitar El Ojo Cuadrado.

  3. Hola,

    La verdad es que la foto es preciosa.

    Curiosamente, yo he hecho el mismo viaje que tú, pero a la inversa. Pertenezco a una familia poco creyente, y desde luego nada practicante más allá del aspecto social del culto (bautizos, comuniones, bodas y entierros…). Sin embargo, con los años, he terminado acercándome a la religión (a la vejez, viruelas…), y supongo que eso me da derecho a decir que la foto es realmente hermosa, y que transmite serenidad y paz interior.

    Y en cuanto a la admiración y el cariño por la persona a la que mencionas, los comparto plenamente, en mi caso (aquí juego con ventaja…) también desde la Fe.

    • Carlos, muchas gracias por visitar El Ojo Cuadrado y por tú comentario. Me parece bien tu acercamiento a la religión, porque ha sido tú elección. Siempre defenderé las elecciones personales, aunque no coincidan con las mias. Lo que realmente me molesta de las religiones (de todas) es su autoproclamación como única y verdadera fe y la destrucción de las restantes y la imposición de sus preceptos a todo bicho viviente que pasa por allí. Siempre que hablo de religión me acuerdo de aquella estrofa de la canción de Victor Manuel:

      ¡Déjame en paz!
      que no me quiero salvar
      y que me dejes peor que mal.
      ¡Déjame en paz!
      que no me quiero salvar
      en el infierno no estoy tan mal.

      Siempre aparece un redentor
      para vendernos el favor
      dice tener la solución
      para sacarnos del error
      no necesito de un tutor
      prefiero equivocarme yo
      no me prometan salvación
      que se me ablanda el corazón.

      Un saludo, Carlos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *